Estados en el Yoga

Conocido en Occidente comúnmente en diferentes variantes "populares" como "prácticas para mantenerse en forma", en realidad el YOGA es una disciplina espiritual rigurosa, una ciencia auténtica del ser humano y de sus energías, un sistema completo que practicado correctamente permite el control progresivo de todos los aspectos de la vida.
Además de los beneficios evidentes como por ejemplo: la eliminación de estrés, la curación de varias enfermedades, el mejoramiento de la memoria y de la concentración, el balance de nuestras emociones, etc. el YOGA también ayuda en la búsqueda de respuestas a preguntas esenciales que siempre estuvieron en la mente de la gente ya desde "el inicio de los tiempos", como por ejemplo: "¿Por qué razón he nacido?" "¿Para que sirve mi vida?" "¿Qué pasará conmigo después de la muerte?" "¿Quién soy?".

El objetivo principal del YOGA es, por consiguiente, enseñarnos como contestar correctamente y con sentido a las preguntas mencionadas anteriormente y como descubrir la más profunda verdad sobre el ser humano, la Vida y el Universo.
La más antigua descripción sistemática del YOGA se encuentra en el YOGA SUTRA de PATANJALI (que vivió en el siglo II antes de Cristo). Es un guía muy breve que siempre fue utilizado junto otras enseñanzas secretas. Esta es la razón principal por la cual, para quien nunca ha practicado YOGA, el texto se queda envuelto en misterio. Sin embargo, el YOGA SUTRA es el texto más preciso y científico jamás escrito sobre el YOGA. El texto describe los ocho niveles o estados fundamentales (ASHTANGA) existentes en el YOGA:

1. YAMA (se pronuncia IAMA) y 2. NIYAMA (se pronuncia NIIAMA) se refieren a las actitudes internas y externas que tienen como objetivo la armonización de las interacciones que tenemos tanto con el mundo exterior como con nosotros mismos;

3. ASANA son posiciones físicas mantenidas a largo plazo sin movemos, y que producen el balance de las energías sutiles del sistema-cuerpo;

4. PRANAYAMA (se pronuncia PRANAIAMA) es la acumulación de las diferentes formas de la energía cósmica fundamental (PRANA) por medio de técnicas de respiración;

5. PRATYAHARA(se pronuncia PRATIAJARA) consiste en "alejar las energías de los sentidos" desde sus objetos de acción, con el propósito de realizar el enfoque de estas energías hacia el universo interno;

6. DHARANA es el enfoque de la mente en un único objeto;

7. DHYANA(se pronuncia DIANA) es dirigir continuamente y unidireccional el flujo de los procesos mentales con un único objetivo;

8. SAMADHI es la identificación telepática que ocurre entre el objetivo de la meditación y la conciencia del practicante. SAMADHI es el más elevado estado de conciencia expansionada y presupone una completa participación del ser humano en la Vida Cósmica. SAMADHI representa la Iluminación y la sabiduría total.


MUKTI o la liberación espiritual última, no significa el desprendimiento del mundo manifestado, sino una estrecha y permanente identificación con la Conciencia Suprema, la que es de verdad la naturaleza última y fundamental de cualquier Sí individual. La última y completa liberación es por consiguiente posible solo después y a través de la comprensión de la identidad entre Sí y el Universo.
Este último estado espiritual NO SE LOGRA después de la muerte o en otra dimensión de la Realidad, sino AQUÍ y AHORA. El célebre tratado iniciático SPANDA PRADIPIKA afirma: "Solo la liberación en esta vida (JIVANMUKTI ) es liberación verdadera". SPANDA PRADIPIKA.

Academia Espiritual de Yoga ANANDA